Reforman el Código Penal para reconocer la extorsión como un delito grave

Guanajuato, Gto. – El Pleno del Congreso aprobó reformas al Código Penal para reubicar el tipo penal de extorsión, a fin de incorporarle y reconocerle formalmente como delito contra la libertad y la seguridad de las personas.

Con las reformas se fija que el bien jurídico a tutelar sea la libertad y seguridad de las personas. Además, se establecen como agravantes la afectación directa al patrimonio (obtención del lucro) y que el sujeto activo se encuentre armado.

Al hablar a favor del dictamen, la diputada Laura Cristina Márquez Alcalá indicó que el delito de extorsión era uno de los que mayor afectación generaban al tejido social y, desde luego, al ámbito de seguridad personal y estabilidad emocional de las familias.

Afirmó que ese delito se ha extendido cada vez más y que de acuerdo con cifras de la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (ENVIPE 2021) refiere que, durante el 2020, se cometieron 4.7 millones de delitos de extorsión, lo cual representa una tasa de 5,160 extorsiones por cada 100,000 habitantes, y la cifra negra era del 97.9%, que son los delitos de extorsión cometidos en los cuales no hubo una denuncia o no se inició una carpeta de investigación durante el 2020.

La congresista señaló que los medios coactivos empleados por los sujetos activos del delito han llegado a niveles incluso extremos, sembrando con ello en la sociedad el sentido de inseguridad que hace que las víctimas no estén dispuestas a denunciar.

“Estamos conscientes de que la incidencia que presenta el delito de extorsión es muy considerable y es necesario llevar a cabo diversas acciones para combatirlo, castigarlo y prevenirlo, sobre todo, porque se trata de uno de los delitos que causa más daño físico, psicológico y patrimonial a las víctimas”, enfatizó.

Márquez Alcalá argumentó que la extorsión era sistemática y que en la prevención, persecución y castigo a dicho delito lo que se buscaba era proteger a la víctima y tutelar un bien jurídico superior, que era la vida, la integridad física, la libertad y el patrimonio; ya que era una agresión pluriofensiva, que no solo afectaba el patrimonio.

Finalmente, instó a sus homólogos a generar acciones legislativas y votar a favor ya que, dijo, con esa acción daban un paso más para reconstituir la paz y cambiar la realidad de muchísimos guanajuatenses.

Los comentarios están cerrados.